¿Qué es la fibrilación auricular?

¿Qué es la fibrilación auricular?

¿Qué es la fibrilación auricular? 960 640 Corazones Protegidos

La fibrilación auricular es una de las arritmias cardiacas más comunes. Es una enfermedad caracterizada por los latidos auriculares descoordinados y desorganizados, lo que provoca que el ritmo cardiaco sea rápido e irregular. La fibrilación auricular es grave, puesto que puede provocar coágulos de sangre que pueden trasladarse del corazón al cerebro y provocar un infarto cerebral.

Una de las formas clínicas más frecuentes en los pacientes asistidos en hospitales es la fibrilación auricular paroxística idiopática, por detrás de la secundaria a la hipertensión arterial. Las características clínicas de la fibrilación auricular paroxística idiopática son muy parecidas a las de la fibrilación secundaria.

¿Qué causa la fibrilación auricular?

Entre las causas de fibrilación auricular más comunes se encontrarían la hipertensión, las enfermedades cardiacas primarias como la enfermedad coronaria, la estenosis mitral, la insuficiencia mitral, la miocardiopatía hipertrófica, la pericarditis, una cardiopatía congénita o la cirugía cardiaca previa, enfermedades pulmonares como la neumonía, el cáncer de pulmón, la embolia pulmonar o la sarcoidosis.

También pueden ser causantes de la fibrilación auricular el consumo excesivo de alcohol, el hipertiroidismo, el envenenamiento por monóxido de carbono, los marcapasos duales en presencia de una conducción auriculoventricular normal o los antecedentes familiares de fibrilación auricular.

Los objetivos de un tratamiento para la fibrilación ventricular son principalmente la prevención de la inestabilidad hemodinámica transitoria temporal y prevenir un accidente cerebrovascular. Cuando es inminente el colapso hemodinámico debido a la taquicardia sin control, puede ser conveniente realizar una cardioversión inmediata.

A la hora de escoger un tratamiento para la fibrilación auricular lo primero que hay que tener en cuenta es la duración de la misma y la presencia de inestabilidad hemodinámica. El objetivo principal de un tratamiento para la fibrilación auricular es mantener un ritmo sinusal con una frecuencia considerada normal y controlar el ritmo cardiaco para tratar la arritmia y evitar accidentes cerebrovasculares.

Debido a que cada paciente es diferente, también tiene diferentes necesidades. Las recomendaciones terapéuticas deben estar adaptadas a las necesidades de cada persona. No obstante, hay dos enfoques terapéuticos principales. El primero, el enfoque de control del ritmo, consiste en intentar restaurar y mantener el ritmo sinusal.

El enfoque de control de la frecuencia, en cambio, consiste en controlar la frecuencia de respuesta ventricular con el fin de evitar el deterioro de la función ventricular y minimizar los síntomas.

Entre los tratamientos para la fibrilación auricular paroxística o intermitente, entre los que han ocupado un lugar importante los marcapasos, los desfibriladores, la ablación por radiofrecuencia y la cirugía, siguen teniendo especial interés los tratamientos farmacológicos.

A pesar de su popularidad, los tratamientos farmacológicos para la fibrilación auricular suponen paliar con importantes efectos colaterales, por lo que son necesarios fármacos antiarrítmicos mejorados.

Sin embargo, recientemente se ha aprobado un antiarrítmico que reduce las hospitalizaciones por causas cardiovasculares en pacientes con fibrilación auricular o flúter auricular. Este fármaco recibe el nombre de dronedarona, y su fabricante ha expuesto una estrategia de prevención y atenuación de riesgos llamada mPACT que pretende conseguir un uso seguro del fármaco.